Postigo

Todo por desgastar

José García Sánchez

Todo por desgastar

Política

Abril 04, 2020 22:32 hrs.
Política Nacional › México Ciudad de México
José García Sánchez › diarioalmomento.com

Ahora resulta que en un intento por desgastar al actual gobierno hasta el ingeniero Cuauhtémoc Cárdenas Solórzano, el respetado político se une ante la necesidad de reflectores, a los emisarios del pasado de origen turbio y conducta oscura.


Todos ellos sin experiencia médica ni económica intentan superar a los expertos, como si los resultados sanitarios de hoy fueran desastrosos luego de varias semanas de estar por encima de los promedios mundiales y de los pronósticos de los pesimistas.


Pero ellos quieren hacer sonar su voz y no faltan aquellos que criticaron la falta de medicamentos para los niños con cáncer, pero fueron precisamente quienes cobraban el subsidio del gobierno para hablar bien de los funcionarios de los gobiernos anteriores. Es decir, en ese momento a ellos no les interesaba si con el dinero que les daban de mordaza y bozal, estaba destinado al sector salud o a la educación o al campesino, simplemente alargaban la mano, porque, además, pensaban que se lo merecían.


Así en ese túnel del tiempo que todavía quiere dar señales de luces se inscribe una carta firmada por nostálgicos de los viejos modelos de gobierno, donde el más cercano al sector salud es Santiago Levy, director del IMSS con Fox, con este simple hecho sabemos quiénes son. Economista aspirante a saber algo de medicina desde aquel tiempo, sin lograrlo. Es intratable, ignorante, poco social y fanático de que todos en su casa hablen inglés de manera obligada.


Pero al ingeniero Cárdenas ya no le funcionó apoyar pequeños sindicatos de oportunidad en Pemex y ahora quiere seguir apareciendo en los medios. Sus protegidos más cercanos a la delincuencia que a la defensa de los derechos laborales, mostraron el cobre y sus verdaderos intereses al intentar convertirse en ’sindicatitos’ con la apariencia de que protegían a los trabajadores petroleros.


Cuando ellos estaban en el poder nadie les trató de distraer con sugerencias como si a México le hubiera ido tan bien bajo sus mandatos. Cárdenas ahora se dice de oposición cuando en momentos críticos combinó esfuerzos hasta con el PAN, lo mejor de todo esto es que esos personajes carecen de credibilidad y mientras más se acerque a la oposición mayor es su resentimiento porque están fuera del presupuesto del que siempre creyeron vivir, como un derecho propio.


Ahora resulta que quienes hundieron al país en una miseria profunda se convierten en experto en salud y economía. La lógica de los nostálgicos se llama resentimiento, ahora no son capaces ni de crear su propio partido político simplemente porque carecen de seguidores verdaderos, tienen que comprar sus simpatías.


Personas de ignominia como Rolando Cordera, Luis de La Calle, Carlos Tello, también firmaron la carta, que deberían esconderse creen seguir en la pelea contra un régimen que simplemente no les gusta, pero fueron incapaces de fortalecer en su momento.

Si bien lo que ahora sucede no les parece, tampoco tienen alternativa partidista para dirimir sus ’sugerencias’ con algún partido afín, porque ese partido simplemente no existe.


Esa es la razón por la cual la desesperación los convierte en redactores de cartas públicas, a través de los medios a los que siempre mantuvieron con los mismos que hicieron negocio y transas.


Si se analiza trayectoria e intereses de cada uno de los firmantes, se entenderá, de inmediato, cultura política regular de por medio, que sólo quieren reestablecer sus canonjías en un régimen que regresó al erario lo que ellos cobraban como derecho de piso.


Ver nota completa...

Escríbe al autor

Escribe un comentario directo al autor

Suscríbete

Recibe en tu correo la información más relevante una vez al mes y las noticias más impactantes al momento.

Recibe solo las noticias más impactantes en el momento preciso.